"Todos los LUNES compartiendo mis sueños y pensamientos contigo"

domingo, 10 de mayo de 2009

TE ECHO DE MENOS

Todos, en algún momento de nuestra vida, echamos de menos a alguien. Normalmente siempre solemos extrañar al menos a una persona: en verano echas de menos a tus amigos del invierno, en invierno extrañas las despreocupaciones y las fiestas de las vacaciones, cuando estás triste necesitas a esa persona que te hace siempre reír o que te da un abrazo de consuelo, vives a mucha distancia de otro amigo que necesita tu apoyo y al que sólo puedes demostrarle que estás ahí a través de un mensaje o de una llamada… siempre hay algo que te impide estar con todas las personas a las que quieres.
Pero peor aún es añorar a alguien a quien ves todos los días, cuando ves que se ríe con otros amigos y tú no estás entre ellos, cuando acude en busca de ayuda y no te llama a ti como lo hubiese hecho antes, cuando de la noche a la mañana parece haber pasado de depender totalmente de ti a ni siquiera acordarse de tu existencia. Echas de menos cuando hablabais y hablabais sin parar de cualquier tontería y las horas parecían minutos, cuando al quedaros en silencio os comunicabais todas esas cosas que necesitabais “oír”, cuando con una simple mirada sabías que te comprendía y te apoyaba, cuando compartíais vuestras alegrías y vuestras penas acompañados a menudo de una buena botella…

Puede que (casi) nada sea para siempre y que tengamos que aprender a pasar página, aunque nos cueste. La vida está llena de caminos y cada uno tenemos que hacer nuestro propio recorrido, dejando a muchas personas atrás pero, también, encontrando a otras muchas unos kilómetros más adelante. Solamente unos cuantos son los que terminan yendo de la mano con nosotros hasta el final.

4 comentarios:

Metallica dijo...

Mi experiencia me dice que los amigos vienen y van, porque la vidas vidas a veces se entrecruzan durante un tiempo, pero luego cada uno sigue su curso. A veces, al cabo del tiempo, te acabas juntando con aquellos amigos de la escuela, a los que hacía años que no veías. Cosas que pasan.
Un saludo!

Mar dijo...

Te echo de menos.

Silvy dijo...

Dicen que cuando una puerta se cierra, otra se abre. La vida nos lo demuestra cuando miramos atrás y vemos las personas que hemos dejado atrás y las nuevas que han entrado en nuestras vidas. Pero lo más importante, es que nunca estamos solos.
Silvy

Lau dijo...

Metallica: ya lo sé. Está claro que cada uno llevamos nuestra vida; pero lo que no creo que sea normal es ese cambio tan brusco de la noche a la mañana y sin motivo aparente.

Mar: yo también. Ya hablaremos.

Silvy: muchas gracias por tus palabras. Un placer "conocerte".

Gracias a todos por vuestros comentarios