"Todos los LUNES compartiendo mis sueños y pensamientos contigo"

martes, 10 de noviembre de 2009

TE DESEO… ODIAR

Odio que me trates como si no hubiese pasado nada delante de la gente.
Odio que no seas capaz de hablar conmigo del tema.
Odio que finjas que no te importa.
Odio no poder odiarte.

Desearía poder odiar cada vez que te veo.
Desearía poder odiar cada vez que nuestras miradas se cruzan.
Desearía poder odiar cada vez que noto cómo me miras cuando crees que no te veo.
Desearía poder odiar cada vez que te pones nervioso cuando, sin querer, nos quedamos el uno junto al otro.



Desearía dejar de desearte
Desearía poder odiarte

4 comentarios:

Paco dijo...

Me han gustado muchísimo tus entradas desde Polonia. Cada vez escribes mejor. Cada vez se nota menos que estás escribiendo; lo haces muy natural, como contar un cuento, acariciar un brazo amigo, sentir el sol o llorar por el dolor del alma.

Gracias por estas entradas. Son auténticos regalos, Laura.

Un fuerte abrazo.

PARAPANIPLAJO dijo...

Qué te parecería así?:

"Te encantaría que te odiara cada vez que te veo. Te encantaría que te odiara cada vez que nuestras mirada se cruzan....
Pero lo siento...
Lo siento de veras, muchacho...
Porque lo único que me insipiras es la sensación de que eres un cabeza de chorlito, un melón, un mindundi i un curscunicluji rematao (palabra acabada de acuñar para la ocasión)".


Y todo occidente sabe que los curscunuclujis no pueden sino dejarnos con la duda de por qué, en alguna ocasión y por qué extraña razón, nos llegaron a interesar. Qué nos llegó a perturbar y de qué manera para poder interesarnos por alguno de ellos en algún momento de nuestra vida.

Los curscuniclujis tratan a los demás como si no hubiera pasado nada, pero lo hacen únicamente porque por su cabeza realmente pasa más bien poco. Y no son capaces de hablar del tema, sea cual sea, porque presentan una tendencia natural e innata a ser bastante inútiles para hablar en líneas generales de nada mínimamente trascendente.

Otro rasgo muy, pero que muy característico de los curscuniclujis es su inmensa incapacidad para sentir valores e interés por algo: no creas nunca que finjan no sentir; simplemente no saben. E intentar odiarlos es más estéril que el semen de los mulos, porque no perciben mucho más allá del último pelillo que crece en la punta de su nariz.

Cada vez que un curscunicluji se ponga nervioso cuando sin querer se quede junto a tí, cada vez que te mira creyendo que no le ves, cada vez que vuestras miradas se cruzen, cada vez que le veas... no odies. No desees odiar.

Simplemente analízalo con otros ojos, piensa que su límite emocional es ciertamente limitado y piensa para tí (eso sí, procurando siempre no se te escape la risa, porque la sonrisa íntima, la de muy adentro, es la realmente deliciosa) “menudo curscunicluji”. Te recomiendo, porque produce mucha más satisfacción, pensar que es un curs - cu - ni - clu - ji, así, separando las sílabas, mientras lo haces mirándole a la cara: produce mucha más satisfacción.

Por cierto.... Hola!!!!!!!!!.

Me encanta no ya leerte (hace días que había seguido tus andanzas polacas), sino colarme y participar en tu blog con mis comentarios . Por lo que parece va todo bien por el frío, no?. Me alegro si es así!.Y el hecho de que necesites aire después de la lavadora y el cubo y la cuerda y el armario y el tendedero y la ventana y el suelo y la ropa y el abrigo y la puerta, no deja de ser algo fantásticamente saludable aunque pueda no parecerlo.

Un abrazo (de algo más de -2 bajo cero) de tu lector-admirador. Me alegro de haber vuelto!.

PARAPANIPLAJO

vogue24 dijo...

Hola!! Es la primera vez que escribo un comentario pero no la primera que te leo, de hecho lo hago desde hace mucho xq creo q lo haces genial...pero creo q la entrada lo merecía ya q me he sentido así con alguien hace poco y no sabía cm llamarlo pero ahora gracias a ti y a parapaniplajo sé cm hacerlo, es un gran curscunicluji jeje...Espero q te vaya todo muy bien en Polonia.

Laura dijo...

Paco: me alegro de que te gusten mis entradas. Muchas gracias.

Parapaniplajo: me encanta no ya que me leas, sino que hayas decidido en esta ocasión volver a "colarte y participar en el blog con tus comentarios". Y con el frío me va mejor. Ahora nosotros también estamos a más temperatura... ¡incluso hemos llegado a los 12 grados!

Vogue24: es un placer para mí pensar que mis entradas pueden servir a otras personas (en este caso, a ti) para ayudarte en cierta manera. Te doy la bienvenida a mi blog y espero verte de nuevo pronto con tus comentarios.

MUCHÍSIMAS GRACIAS A TODOS POR LEERME Y COMENTAR